Sillas de piscina para minusválidos: tipos y características

Las sillas de piscina para minusválidos, tal y como su propio nombre indica, son sillas elevadoras que permiten a personas en silla de ruedas acceder a la piscina de forma rápida y sencilla. Es importante conocer los diferentes modelos disponibles en el mercado, así como sus características y sus ventajas. Lo explicamos todo a continuación para que no te pierdas nada.

¿Qué tipos de sillas de piscina para minusválidos existen?

Por un lado, las sillas de piscina para minusválidos fijas, una de las opciones más demandadas por los particulares. Se componen de un mástil principal, un pistón hidráulico y una silla. Funcionan a través de la presión del agua de red.

Y, por otro lado, las soluciones portátiles, las cuales funcionan con batería. Se pueden transportar de un lado a otro con facilidad ya que cuentan con ruedas en la parte inferior.

En cualquier caso, ambas soluciones permiten el acceso al agua de forma cómoda y segura. A día de hoy, la gran mayoría de piscinas públicas y comunitarias disponen de estas sillas para el acceso al agua de personas en silla de ruedas.

Durante el proceso de decisión de compra hay que tener en cuenta un amplio abanico de factores sobre la instalación y la persona que va a hacer uso de la silla: peso, profundidad de la piscina, accesorios y complementos… También es importante valorar si se trata de una piscina de exterior o de interior ya que los materiales de fabricación de la silla para ambas instalaciones no son iguales.

En Multielevación somos una compañía experta en elevadores y otras soluciones para personas de movilidad reducida. Una empresa de prestigio y calidad, con una larga trayectoria en el mercado y en la que encontrarás justo lo que necesitas. Te invitamos a contactar con nosotros para cualquier duda o sugerencia.